Los Peligros de los Popotes de Metal - Adamson Ahdoot LLP

Publicaciones

Los Peligros de los Popotes de Metal

Home » Publicaciones » Los Peligros de los Popotes de Metal

Niño de 4 años sobrevive a un accidente con un popote de metal que le perforó la garganta y arteria del cerebro

En los últimos años, la concienciación sobre el cuidado del medio ambiente está muy presente en la sociedad. La tendencia a sustituir el plástico por otros materiales menos dañinos está aumentando a pasos agigantados. Muchos productos, como las cañitas, pajillas, pitillos o pajitas, también están viviendo ese cambio. Tal es la preocupación que, tanto en hostelería como en viviendas particulares, el uso de los popotes de metal se ha puesto muy de moda.

A pesar del descenso en la demanda de los pitillos de plástico, todavía continúan siendo las más solicitadas del mercado. Esto, sin embargo, va camino de cambiar, ya que cada vez son más los países que están prohibiendo su uso. 

El veto a los sorbetes de plástico ha afianzado a los popotes de metal como una opción reutilizable sólida. No obstante, a pesar de su buen hacer para el planeta, también están siendo conflictivas para la salud. Desde que empezó su popularidad alrededor de 2012, se han reportado varios accidentes con lesiones de gravedad. Alguno, incluso, ha acabado en muerte accidental.

Popote de Metal Atraviesa Garganta y Arteria del Cerebro de Niño de 4 Años

La historia de Charlie DeFraia es de las que no se olvidaran. El pasado 20 de junio, el pequeño de 4 años tuvo que hacer frente a un violento accidente que casi le cuesta la vida.

Un popote de metal le perforó la arteria del cuello y la garganta mientras bebía su yogur líquido en el patio de casa. Según las declaraciones de la familia, Charlie estaba sentado en la repisa del porche cuando perdió el equilibrio y se cayó hacia delante, clavándose el sorbete.

La potente caída provocó que el popote pasara a través de la lengua y garganta, perforando la arteria carótida derecha. Este vaso sanguíneo es una de las cuatro arterias principales que se encargan de enviar sangre y oxígeno al cerebro.

A pesar de la cantidad de sangre perdida, los médicos consiguieron frenar la hemorragia. No obstante, Charlie tuvo que pasar una semana en coma inducido, Tras varios meses de recuperación, el pequeño ha podido recuperar casi al completo su vida.

Causó una Muerte Accidental en 2018

La británica Elena Struthers-Gardner, de 60 años, no tuvo el mismo destino que el pequeño Charlie. Uno de los únicos accidentes mortales reportados hasta el día de hoy tuvo lugar en el Reino Unido, en noviembre de 2018. La mujer se encontraba en la cocina sujetando una jarra con pitillo de metal, estilo “Mason Jar,” cuando perdió el conocimiento y cayó. 

Desafortunadamente, la mala suerte hizo que Struthers-Gardner se derrumbara hacia delante y cayese encima de la jarra con tapa que sujetaba en el centro el popote de metal. El popote, de 35 centímetros, se le clavó en el ojo y perforó el cerebro.

A pesar de acudir rápidamente a urgencias, la mujer murió en el hospital al día siguiente a causa de la gravedad de las heridas.

Starbucks las ha Retirado de sus Establecimientos

Una empresa que tuvo que lidiar con varias de demandas por lesiones fue Starbucks. La cadena de cafeterías tuvo que retirar 2,5 millones de popotes de metal en 2016. ¿La razón? Tres de informes de familias que afirmaban que sus hijos se habían cortado la boca con ellas. 

La compañía compartió un comunicado advirtiendo a los padres del posible riesgo para la salud de los más pequeños. “Podría ser un peligro para un niño si no se usa de la manera correcta,” afirmó el portavoz.

Los popotes de metal se usan para ayudar a conservar el medio ambiente, pero su uso conlleva muchos riesgos para la salud. Especialmente para los niños.

¿Lesionado por un Popote de Metal? Podemos Ayudarle

Como hemos visto, un accidente relacionado con un popote de metal puede ser devastador para la salud. A pesar de ser un producto beneficioso para preservar el medio ambiente, si no se usa con precaución podría causar lesiones de gravedad o, incluso, provocar la muerte. Desde Adamson Ahdoot recomendamos que se sea cauteloso con su uso y evite utilizarlo cuando:

  • Esté caminando o corriendo
  • Conduzca un vehículo
  • Haga ejercicio
  • En manos de los niños

Si desafortunadamente ya ha sufrido algún percance con un sorbete de metal, hoy puede contar con nuestra ayuda. Perder a un hijo por culpa de un producto peligroso es una situación difícil de llevar para cualquier familia. Igualmente, las lesiones que este tipo de accidentes puede provocar podrían ser devastadoras. 

Nuestro experimentado equipo es capaz de asistirle como se merece durante un proceso legal tan duro. Aunque no tenga ganas de empezar una demanda, la realidad es que esta puede ser muy positiva para su familia. No solo será una fuente de ingresos para pagar los gastos del accidente, sino que también le traerá la paz mental que desea.

¿Quiere una consulta sin compromiso sobre su caso? ¿No está seguro si puede reclamar daños y perjuicios? ¿Necesita más información sobre el proceso legal? Llame ahora al (800) 310-1606 o envíe un formulario con su caso a través de nuestro sitio web. Un miembro de nuestro equipo estará disponible para usted 24/7.

Atención Personalizada

Nuestros clientes son nuestra máxima prioridad y ponemos todo nuestro empeño para obtener la mejor compensación.

CONOZCA A NUESTROS ABOGADOS

Especialidades Múltiples

Tenemos una vasta experiencia tanto en casos de Lesiones Personales y Derecho Laboral.

CONOZCA LOS CASOS QUE MANEJAMOS

Comuniquese Con Nosotros

Nuestro equipo está capacitado para asesorarle y ofrecerle las mejores opciones disponibles en cuanto recibamos información y evidencia de su incidente.

CONTACTANOS